¿Qué buscas?

Tips de cocina

Aprende cómo congelar y cómo descongelar pollo para hacer comidas deliciosas

Descubre cómo mantener el sabor fresco de tus platillos al congelar, conservar y descongelar el pollo

El pollo es un alimento fijo en nuestros menús semanales. Es que a los latinos nos gusta comerlo de diferentes maneras, por ejemplo guisado, asado o en el clásico arroz con pollo. Y para que tus platillos sepan más ricos, el pollo tiene que mantenerse con un sabor fresco, por eso es importante que sepas cómo congelar, conservar y cómo descongelar pollo. Aquí te contamos lo esencial, así tus platillos con pollo sabrán deliciosos.

Cómo congelar y conservar pollo

Si compraste pollo y no vas a cocinarlo inmediatamente, puedes optar por congelarlo para conservarlo bien y por más tiempo. Dependiendo de cómo vayas a prepararlo en el futuro, puedes congelar pollo entero, en piezas o en filetes.

Para evitar la contaminación cruzada cuando congelas el pollo, debes asegurarte de que el pollo esté limpio y seco al momento de congelarlo. Para ello recomendamos separar las vísceras si se trata de un pollo entero, ya que éstas se conservan congeladas por menos tiempo que la carne de pollo. 

Al momento de congelar el pollo en piezas lo más recomendable es colocarlas dentro de una bolsa de plástico, asegurándote de sacarle bien el aire a cada una, esto te ayudará a mantenerlas frescas y con su sabor natural.

Si congelas el pollo entero, sigue el mismo procedimiento.  Un pollo entero congelado puede preservarse bien por hasta un año, mientras que en trozos puede permanecer congelado y en buen estado por hasta nueve meses.

Si preparaste pollo guisado con  Knorr® Caldo de Tomate con Sabor de Pollo y quieres congelar lo que sobró, asegúrate que esté completamente frío antes de ponerlo en el congelador, pues de lo contrario podría aumentar la temperatura del congelador y dañar otros alimentos. Para congelarlo sigues el mismo procedimiento, lo colocas en bolsas de plástico aptas para congelador y lo puedes dejar congelado entre 2 y 6 meses.

Cómo descongelar pollo

La manera más recomendada de descongelar el pollo es dentro del refrigerador. Dependiendo de si es una pieza pequeña o un pollo entero, el tiempo para descongelarse puede variar y tomar hasta un día completo.

Es conveniente colocar las piezas de pollo sobre una rejilla dentro de un recipiente o plato, para que el jugo que se desprenda mientras se descongela no contamine otros alimentos y tampoco esté en contacto con la carne de pollo.

Descongelar el pollo en el microondas es recomendable para piezas de pollo pequeñas, y no para un pollo entero, ya que el proceso puede darse de forma dispareja. Una vez que descongelas el pollo en el microondas lo mejor es que lo cocines de inmediato para evitar que se formen bacterias.

Ya que sabes cómo congelar y cómo descongelar pollo, mira ahora más tips para resaltar el sabor de tus platillos de pollo con Knorr.